• lunes, 15 de julio de 2024
  • Actualizado 01:26
 
 

SUCESOS

Sancionado en Tudela un joven de 15 años que conducía drogado un patinete y se dio a la fuga

Finalmente, el joven fue interceptado en la calle Camino Caritat, al principio de la vía verde.

Una persona sobre un patinete eléctrico de Uber UBER
Imagen de archivo de un patinete eléctrico. ARCHIVO

La Policía Local de Tudela ha tenido que intervenir esta pasada madrugada, a las 1:30 horas, al observar al conductor de un Vehículo de Movilidad Personal (VMP) en dirección contraria. El joven conducía, además, sin luces.

Al observar a los agentes en la calle Juan Antonio Fernández ha dado media vuelta, haciendo caso omiso a los rotativos luminosos del vehículo policial. De esta forma, se ha iniciado una persecución por distintas calles.

Finalmente, el joven fue interceptado en la calle Camino Caritat, al principio de la vía verde. Tras ser identificado, se ha comprobado que era un menor de 15 años. Asimismo, se le ha realizado un test salival de drogas en el que ha dado positivo. Por ese motivo ha sido sancionado, de la misma manera que por circular en dirección contraria, sin luces y no hacer caso a las indicaciones de los agentes.

Los VMP son vehículos "de una o más ruedas dotado de una única plaza y propulsado exclusivamente por motores eléctricos que pueden proporcionar al vehículo una velocidad máxima por diseño comprendida entre los 6 y los 25 km/h". Así los describe la Dirección General de Tráfico (DGT). Dentro de esta categoría entran, por tanto, patinetes eléctricos, scooter eléctricos, monociclos eléctricos, segway, hoverboard, etc. 

'SINPA' EN UN COMERCIO LOCAL

Los agentes también intervinieron este miércoles en la cuesta de la Estación hacia las 13:45 horas. El propietario de un establecimiento les informó que un cliente se había marchado sin abonar el trabajo que este había hecho. El requirente dijo conocer al cliente, por lo que se le comunicó las opciones legales que tenía de poner denuncia. Los efectivos abandonaron poco después el establecimiento al no ser necesaria su presencia.

Sobre las 20 horas, la patrulla se desplazó a un domicilio de calle Portal al existir un problema de convivencia entre dos vecinos. Al parecer, y según manifestación de ambos implicados, uno y otro se generan molestias mutuamente, tales como romperse propiedades y mancharse la ropa tendida, por lo que se les informó que podían denunciarse mutuamente en el juzgado. Los implicados comunicaron que así lo iban a hacer.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Sancionado en Tudela un joven de 15 años que conducía drogado un patinete y se dio a la fuga