• miércoles, 17 de julio de 2024
  • Actualizado 14:13
 
 

SUCESOS

El policía abatido a tiros en Burgos estaba investigado por narcotráfico y violencia de género

"Ha sido una operación rápida, compleja y efectiva", ha sentenciado el subdelegado del Gobierno en Burgos.

Gasolinera donde ha fallecido un policía nacional tiroteado tras abrir fuego contra los agentes que querían detenerlo. TOMÁS ALONSO / EUROPA PRESS
Gasolinera donde ha fallecido un policía nacional tiroteado tras abrir fuego contra los agentes que querían detenerlo. TOMÁS ALONSO / EUROPA PRESS

El subdelegado del Gobierno en Burgos, Pedro de la Fuente, ha lamentado este miércoles la muerte de un agente de la Policía Nacional supuestamente corrupto en una gasolinera de Villagonzalo Pedernales, durante una persecución iniciada en Galicia, pero se ha felicitado de que en el intercambio de disparos no resultara herido ninguno de los integrantes del operativo de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Y es que durante el suceso ocurrido en la referida estación de servicio, "hubo muchos disparos y se producen además tirando al hombre", en referencia a que cuando el agente fallecido se apeó del vehículo descargó su arma con la intención de alcanzar a quienes pretendían interceptarle. Esta agente estaba siendo investigado por su presunta relación con el tráfico de drogas.

El policía nacional, de 46 años y suspendido por baja psicológica, sustrajo horas antes el arma reglamentaria a un compañero en una comisaría de Galicia y luego huyó en coche hasta ser localizado en una gasolinera en Villagonzalo Pedernales (Burgos). Los hechos han ocurrido a las 3.48 horas, cuando el 112 fue alertado y atendió a este hombre que perdía abundante sangre al ser abatido.

Fuentes consultadas por Europa Press han confirmado que este agente, que tenía su residencia en Ferrol --aunque nunca estuvo destinado en esta ciudad--, había sido denunciado por una pareja anterior por supuesta violencia de género. Además, también se había visto implicado en un tiroteo por una cuestión de drogas en una discoteca de Narón (localidad colindante a Ferrol).

SERIO RIESGO PARA LOS AGENTES

"Ha habido serio riesgo para la vida de los agentes, pero al estar al frente en la provincia de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado me congratulo de que no ha habido que lamentar ningún herido entre los miembros del operativo", ha insistido de la Fuente, quien, en cualquier caso, ha calificado lo ocurrido de "hecho trágico porque supone la pérdida de una vida".

Respecto del desarrollo de los hechos, el subdelegado sí ha apuntado que el agente fallecido estaba de baja y estaba bajo investigación por Asuntos Internos, "inmerso en un tema de narcotráfico". Por este motivo ha supuesto que "todo se ha precipitado debido a que ya había sido detenido y los últimos compases no auguraban nada bueno para un futuro cercano".

De la Fuente ha ensalzado también la forma en la que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, en un operativo conjunto, han perseguido al agente desde Galicia, donde se encontraba destinado en la Comisaría de Lonzas.

También ha señalado que a través de las cámaras situadas en la carretera le han localizado ya en la provincia de Burgos, donde a la altura de Tardajos se ha producido un primer intercambio de disparos y más tarde la huida ha concluido en la gasolinera de Villagonzalo Pedernales con el abatimiento del fugado.

"Ha sido una operación rápida, compleja y efectiva", ha sentenciado el subdelegado del Gobierno en Burgos.

RETIRADA DEL ARMA OFICIAL

El policía fallecido se encontraba inmerso en una investigación de Asuntos Internos por la que se le había retirado el arma, según ha añadido la Policía Nacional. Además, estaba de baja psicológica y desde el pasado martes, 18 de abril, había pasado a segunda actividad por insuficiencia de aptitudes psicofísicas. La situación estaba pendiente de notificación.

En la mañana de ayer se personó en la comisaría gallega en la que estaba destinado hasta su baja para realizar un trámite administrativo en relación con su situación laboral. Posteriormente se dirigió a los vestuarios donde tiene su taquilla, momento que aprovechó para sustraer el arma de otro policía forzando el armario donde estaba guardada.

El Sindicato Unificado de Policía (SUP) ha lamentado lo ocurrido y ha recordado su reivindicación acerca de la necesidad de instalar armeros videovigilados, así como hacer un seguimiento más exhaustivo de la salud mental en el ámbito de la Policía Nacional.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
El policía abatido a tiros en Burgos estaba investigado por narcotráfico y violencia de género