• lunes, 22 de julio de 2024
  • Actualizado 00:00
 
 

SUCESOS

La Policía Foral confirma el origen del incendio que obligó a desalojar el monasterio de Leyre

La UME, los medios aéreos del MITECO y del Gobierno de Aragón, ya se han retirado porque en las últimas horas no ha habido rebrotes en ninguno de los tres fuegos activos en Navarra. 

Vista general del incendio este miércoles en la localidad navarra de Javier. El incendio declarado esta noche en la Sierra de Leyre ha sido reactivado por el viento, y sus labores de extinción trabajan el Servicio de Bomberos de Navarra / Nafarroako Suhiltzaileak, agentes de la Policía Foral y personal del Guarderío Forestal del Gobierno de Navarra.- EFE / Jesús Diges
Vista general del incendio este miércoles en la localidad navarra de Javier. El incendio declarado esta noche en la Sierra de Leyre ha sido reactivado por el viento, y sus labores de extinción trabajan el Servicio de Bomberos de Navarra / Nafarroako Suhiltzaileak, agentes de la Policía Foral y personal del Guarderío Forestal del Gobierno de Navarra.- EFE / Jesús Diges

Un rayo que cayó sobre un pino fue el causante del incendio declarado en la sierra de Leyre. Así lo ha confirmado este viernes la Policía Foral a través de un comunicado.  Agentes de este cuerpo, adscritos al Grupo de Investigación Medioambiental, han identificado el punto de inicio del incendio forestal, que se desató la noche del martes.

El origen del fuego parece estar relacionado con los numerosos rayos caídos durante la tarde noche del día 14. Uno de ellos afectó directamente a un pino laricio (pinus nigra), dando origen al incendio forestal. Así se desprende de la inspección ocular realizada este jueves, una vez quedó accesible el lugar tras ser sofocadas las llamas.

Los agentes han explicado que las marcas dejadas por los rayos en los árboles suelen ser helicoidales, recorren el tronco generando un recorrido en espiral. De esta forma. el rayo se desplaza por debajo de la corteza, donde se encuentra el cambium (compuesto por células embrionarias que generan el crecimiento del árbol), con agua silícea que permite un canal de conductividad de la electricidad del rayo a través del árbol.

El paso del rayo desprende la corteza a lo largo de su camino, lo que unido a la dirección de las llamas hace pensar a los policías forales intervinientes que ahí precisamente se encuentra el inicio del fuego.

Inspección ocular en el incendio de Leyre. POLICÍA FORAL
Inspección ocular en el incendio de Leyre. POLICÍA FORAL

Según el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (MITECO) el 6,6% de los incendios forestales tienen como causa el impacto de los rayos de las tormentas sobre los árboles.

SIN REBROTES EN LAS ÚLTIMAS HORAS

Los incendios declarados durante la noche del martes en la sierra de Leire, Tafalla-Larraga y Olleta-Leoz, se mantienen activos y en fase de estabilización. No se han producido reavivamientos de las llamas a lo largo de la tarde de este jueves. 

Los responsables del operativo de extinción evaluarán esta mañana la situación para decidir si procede pasar de la fase de estabilización, en la que aún se encuentran oficialmente los incendios, a la de control

Asimismo, la Dirección General de Interior podría desactivar el Nivel 2 del Plan de Emergencias para Riesgo de Incendios Forestales, que se activó ante la evidencia de que el fuego, especialmente en el caso de la sierra de Leire, no podía ser sofocado exclusivamente con los medios de la Comunidad foral y existir un riesgo potencial para la población.

La evolución positiva del incendio de la sierra de Leire ha posibilitado la retirada gradual de los efectivos desplazados por la Unidad Militar de Emergencias, que ha completado su repliegue a las 20 horas. Asimismo han regresado a sus bases los medios aéreos aportados tanto por el Ministerio para la Transición Ecológica (MITECO) como por el Gobierno de Aragón, tras haber realizado continuas descargas de agua a lo largo de toda la tarde.

Retenes del Servicio de Bomberos de Navarra han vigilado durante la noche los parajes afectados por los tres incendios con el fin de atajar cualquier posible rebrote de las llamas, un riesgo que se mantiene porque las temperaturas extremadamente altas que se vienen registrando impiden que se enfríen los rescoldos.

Este viernes, ya sólo con medios de la Comunidad foral, continuarán las labores de extinción. Los helicópteros han reanudado las descargas de agua a las 8 horas y los bomberos trabajarán para consolidar el perímetro de las áreas afectadas por el fuego. En los tres dispositivos participarán también agentes de la Policía Foral y el Guarderío de Medio Ambiente del Gobierno de Navarra.

Un bombero de 48 años, perteneciente a la Brigada Helitransportada de Miluze, ha resultado herido este jueves, con fractura de tibia y peroné, al descender del helicóptero mientras participaba en la extinción del fuego en la sierra de Leyre. Un vehículo todo-terreno lo ha bajado de la ladera y una ambulancia lo ha trasladado al Hospital Universitario de Navarra.

Por otra parte, los monjes benedictinos y el resto de personas que ayer fueron evacuadas preventivamente regresaron este jueves, sobre las 16,30 horas, al Monasterio de Leyre, que ha reabierto la hospedería. Los desalojados han permanecido acogidos en el colegio de los Jesuitas de Javier.

Nuevo incendio en Laboriz

Los bomberos de los parques de Estella y Lodosa han sofocado esta noche el incendio de un campo de cereal en el alto de Laboriz, en el término de Oteiza, del que el centro de gestión de emergencias de SOS Navarra fue alertado mediante una llamada recibida a las 22.43 horas en el teléfono 112. Los bomberos han contado con la colaboración de vecinos de la zona que han aportado sus tractores y han dado por extinguido el fuego en torno a las 0.30 horas.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La Policía Foral confirma el origen del incendio que obligó a desalojar el monasterio de Leyre