• jueves, 18 de julio de 2024
  • Actualizado 00:00
 
 

SOCIEDAD

Un grave brote de gastroenteritis cerca de Navarra lleva a analizar el agua de un río de la Ribera

Se han tomado muestras en el río que analizará una empresa acreditada para la detección de la ‘cryptosporidium’ en agua

Imagen del río Queiles a su paso por Tarazona. DIEGO CELSO / Wikipedia
Imagen del río Queiles a su paso por Tarazona. DIEGO CELSO / Wikipedia

El brote de gastroenteritis que está afectando a la localidad de Tarazona, muy cerca de la Ribera de Navarra afecta ya a 468 personas y ha desatado la preocupación en la localidad aragonesa que se afana en encontrar la bacteria que está ocasionando la enfermedad.

Según informa el Heraldo de Aragón, este martes se están tomando muestras de agua en el río Queiles para, según el consejero de Sanidad de Aragón, José Luis Bancalero "tener una solución más temprana que tardía".

Así, informan de que se ha recogido agua en tres puntos diferentes del río a su paso por la provincia de Soria: uno a pocos metros del nacimiento del río, otro pasado el núcleo de Vozmediano –a unos 100 o 200 metros aguas abajo– y un tercero entre ambos.

Dichas muestras se encuentran en el laboratorio de la empresa Ematsa, uno de los cuatro acreditados en España para la detección de la ‘cryptosporidium’ en agua, que se sospecha pueda ser la bacteria que está causando la gastroenteritis. 

De cualquier modo, el Gobierno de Castilla y León ha asegurado que el brote de gastroenteritis de Tarazona no tiene efectos en el agua soriana, mientras que la Mancomunidad de Aguas del Moncayo ha querido tranquilizar a los habitantes de las ciudades por las que discurre el Queiles, entre ellos las navarras a la que pertenecen los municipios de Corella, Barillas, Ablitas, Monteagudo, Tulebras, Murchante, Ribaforada y Buñuel

El organismo ha emitido un comunicado en el que informa que "el agua suministrada a los municipios integrantes en la Mancomunidad de Aguas del Moncayo procede del llenado efectuado a finales de junio y no se ha visto afectada por estas alteraciones en el agua de origen". 

Asimismo, señala que "para la tranquilidad de los ciudadanos de los municipios a los que la mancomunidad presta el servicio de abastecimiento, este agua sanitariamente es correcta y cumple con los parámetros legalmente establecidos por la legislación sanitaria, no existiendo inconveniente para su uso en las actividades de la vida diaria de las personas".

El comunicado está datado en Corella y firmado por el presidente de la citada Mancomunidad y alcalde de Ribaforada, Tirso Calvo. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Un grave brote de gastroenteritis cerca de Navarra lleva a analizar el agua de un río de la Ribera