• miércoles, 17 de abril de 2024
  • Actualizado 16:16
 
 

COMERCIO LOCAL

La nueva cervecería muy cerca de Pamplona que convence hasta a los mexicanos con sus nachos

Ofrece a los clientes pinchos, menú del día, raciones, bocadillos, hamburguesas y postres caseros. 

La Venus, la nueva cervecería de Mutilva. IRANZU LARRASOAÑA
La Venus, la nueva cervecería de Mutilva. IRANZU LARRASOAÑA

La nueva cervecería de Mutilva, La Venus, abrió sus puertas hace unas semanas en la plaza del Valle de Aranguren. Y ya se ha convertido en un sitio de referencia para tomar una cerveza o disfrutar de una rica comida. El camino hasta levantar la persiana ha sido largo, pero ha merecido la pena. 

Shao Yan y Dong Liang Lin son los dos socios que han puesto en marcha este proyecto. Ambos son dos jóvenes empresarios muy vinculados al sector de la hostelería. El primero llevó anteriormente un restaurante especializado en ramen y comida japonesa. El segundo es también socio del bar Saturnian en el Soto Lezkairu. 

La historia de La Venus, la nueva cervecería de la Comarca de Pamplona, arrancó de casualidad. "Mi novia solía a salir a correr y pasaba por aquí", cuenta Dong. Ella se fijó en el local, ubicado en el número 9 de la plaza. "Pensó que era perfecto para montar un bar o un negocio del estilo", cuenta su pareja.

Fue él el que le lanzó el anzuelo a Shao. "Me pareció bien y me apunté", reconoce este. De esta forma, los dos amigos se convirtieron en socios. Adquirieron el local hace dos años, pero necesitaba una gran obra, ya que estaba completamente vacío porque no había albergado otros negocios con anterioridad. 

Ambos coinciden en que La Venus ha tenido muy buena acogida en estas primeras semanas de rodaje. "Diciembre ha ido muy bien. Es un mes con bastantes festivos y la gente se ha animado a venir", agradece Dong. Y comenta que los días entresemana son muy tranquilos porque es una zona joven en la que los padres trabajan y los niños van al colegio. Sin embargo, los fines de semana la cervecería se llena. 

El local cuenta con dos espacios y ambientes diferenciados. Una zona más pensada para las personas que acuden a tomar algo y otra que sirve las veces de comedor. Además, tiene una sala que todavía está pendiente de remodelar. "Queremos hacer un comedor más íntimo para que la gente coma con más tranquilidad", indica Dong. Cuando esté terminado, el local entero tendrá un aforo que rondará el centenar de comensales. 

Llama la atención también que la cervecería cuenta con dos barras y seis grifos de cerveza. "Una de las barras está más cerca de la puerta y de la zona de comedor", indica Dong. Y explica que han puesto dos "por comodidad". La idea es que una sea más para la zona de bar y otra para el restaurante. 

En cuanto a la cocina, ambos socios ponen de relieve que es amplia y tiene posibilidades infinitas. En un principio, han apostado por la comida mediterránea. "Estamos empezando con platos sencillos pero, poco a poco, vamos a ir innovando más", comenta Dong. 

Y su socio explica que entre semana hay un menú del día. Cuesta 19 euros, un precio que ambos reconocen que es "un poco alto", pero aseguran que responde a la calidad de los platos. "Además, son raciones bastante grandes", matiza Shao. De esta forma, en la cervecería La Venus nadie se queda de hambre. El menú incluye primero, segundo y postre, así como el pan, las bebidas y el café. 

Siempre hay cinco primeros a elegir y cinco segundos. Y las opciones van cambiando de una semana a otra. "Intentamos que haya en cada sección cuatro platos más tradicionales y un quinto más internacional", explica Shao. 

El fin de semana, para agilizar el servicio, se funciona por carta y no hay menú. Uno de los platos más solicitados por los clientes son los nachos. "Gustan mucho porque se parecen a los que se hacen en México", destaca Dong. Y cuenta que tienen un cliente mexicano que les ha alabado por esta receta. "Se quedó flipando", asegura. "Nos dice que si le ponemos dos jalapeños más sería iguales que los que se hacen en su páis", comenta divertido. Y explica que le ponen un poco menos de picante porque en Pamplona los clientes no están tan acostumbrados a ese sabor tan intenso. 

Pero hay otros muchos platos que ya han conquistado a los clientes de La Venus. Por ejemplo los huevos rotos. "Tienen un toque especial porque el huevo está hecho a baja temperatura", pone en valor Shao. Este socio también anima a probar la pata de pulpo: "Es de muy buena calidad", promete. Y entre las especialidades de La Venus destaca el secreto de cerdo ibérico: "Queda muy jugoso". 

La cervecería también cuenta con una amplia variedad de bocadillos y hamburguesas. Todos se sirven con una guarnición de patatas gajo. Y entre los postres reina la tarta de queso. "Es el que más se pide", señala Dong. E insiste en que todos los postres de La Venus "son caseros". 

Aunque en la cervecería La Venus la cerveza es la protagonista, también hay espacio para los amantes del vinos. De hecho, esta bebida tiene mucho protagonismo dentro de la decoración del local. El establecimiento cuenta con una pared que está decorada con botellas de vino. Y también está presente en los planes a futuro de ambos socios: "Nos gustaría organizar aquí -por la cervecería La Venus- catas de vino", avanza Dong.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La nueva cervecería muy cerca de Pamplona que convence hasta a los mexicanos con sus nachos