• sábado, 20 de julio de 2024
  • Actualizado 13:55
 
 

PAMPLONA

Protestan en Pamplona por la agresión a una trabajadora de la zona azul: "Le agarró por detrás"

Trabajadores de Dornier, empresa encargada de la gestión del aparcamiento regulado, lamentan que no es la primera agresión que sufren. 

Concentración convocada por el comité de Dornier de la zona azul en protesta por la agresión a una trabajadora en Pamplona. IÑIGO ALZUGARAY
Concentración convocada por el comité de Dornier de la zona azul en protesta por la agresión a una trabajadora en Pamplona. IÑIGO ALZUGARAY

Los trabajadores y trabajadoras de la empresa Dornier, que se encarga de la gestión del aparcamiento de pago en Pamplona, se han concentrado para pedir el refuerzo de su seguridad ante la agresión sufrida por una compañera el pasado 9 de enero.

Según informaron en un comunicado, un usuario acudió a las oficinas que tiene la empresa en la Calle Esquíroz para la gestión de una multa de aparcamiento y durante ese trámite, y dentro de las instalaciones, "insultó y faltó al respeto a dicha empleada constantemente".

Transcurridos unos minutos, después de ser atendido este usuario, la empleada salió del local a su descanso y el hombre, que todavía se encontraba en las inmediaciones, "le agarró por detrás y agredió tanto verbal como físicamente", según la citada fuente que añade que otros empleados y personas que habían por la calle tuvieron que socorrer a la trabajadora y pudieron identificar al agresor para poder poner luego la denuncia pertinente.

Las representantes sindicales del comité de empresa, Arantxa Inda, Monse López y Elena Llanes han solicitado ese refuerzo de medidas de seguridad este martes en declaraciones a los medios.

"No es la primera vez que pasa. No es la primera concentración que hacemos. No se puede consentir que nos traten así por hacer nuestro trabajo. Ya sabemos que estamos en la calle y sabemos que no podemos poner a alguien a que vigile, pero se debe invertir mucho más dinero en prevención. No hay que poner medidas cuando ocurren las cosas, sino anteriormente, ir de dos en dos por la calle por ejemplo", ha propuesto Inda.

"Estamos cansadas. Hace año y medio un compañero recibió un perdigonazo. Tampoco hay consecuencias reales para el agresor. No tenemos por qué pagar nosotros el malestar de la gente", ha añadido López.

Las trabajadoras han criticado que con el cambio de Ayuntamiento hace cuatro años intentaron reunirse con el concejal de Seguridad Ciudadana, Javier Labairu. "Nos dijo que los problemas había que resolverlos con la empresa, cuando nuestra empresa matriz es el Ayuntamiento y estamos subcontratadas", ha lamentado Llanes. 


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Protestan en Pamplona por la agresión a una trabajadora de la zona azul: "Le agarró por detrás"