• miércoles, 24 de julio de 2024
  • Actualizado 15:35
 
 

SOCIEDAD

La AEMET confirma que Navarra entra en estado de alerta por este fenómeno meteorológico

La masa de aire polar ha llegado a la península ibérica enterrando el suave otoño que veníamos manteniendo hasta la fecha.

Día de lluvia y paraguas en Pamplona. IÑIGO ALZUGARAY
Día de lluvia y paraguas en Pamplona. IÑIGO ALZUGARAY

Tal y como anunció la Agencia Estatal de Meteorología, la masa de aire polar ha llegado a la península ibérica y ha hecho desplomarse los termómetros enterrando el suave otoño que habíamos mantenido hasta la fecha. Lo que no quedaba muy claro  era la cantidad de humedad que el frente asociado a la masa de aire podía coger sobre el Cantábrico y por tanto la cantidad de lluvia que podría arrastrar.

Hoy ya se puede hacer una aproximación estimada, lo que ha llevado a la propia AEMET a activar una alerta máxima amarilla en la Comunidad Foral por importantes acumulados de agua.

La alerta se circunscribe a la vertiente cantábrica de la comunidad y habla de precipitaciones de hasta 50 litros por metro cuadrado entre las 7:00 y las 20:00 de este martes 21 de octubre.

El resto de la geografía foral no va a ser ajeno a estas lluvias asociadas a la masa de aire polar, pudiendo darse chubascos prácticamente en cualquier punto. 

Así las cosas la Agencia Estatal de Meteorología habla este martes de cielo permanentemente nuboso o cubierto con precipitaciones débiles o localmente moderadas en la mitad norte y extremo oeste, más intensas y frecuentes cuanto más al norte y que pueden ser localmente persistentes en la vertiente cantábrica.

En cuanto a las temperaturas, sostiene que las mínimas variarán ligeramente respecto a las de ayer, y que las máximas irán en descenso progresivo debido a los vientos de noroeste, de flojos a moderados, que se convertirán en Cierzo en la Ribera.

Esta situación se extenderá a mañana miércoles 22, con cielos nubosos o cubiertos y probables brumas y nieblas matinales en zonas altas de la mitad norte que serán más persistentes en zonas altas del Pirineo.

Se mantendrá la posibilidad de precipitaciones débiles en los extremos norte y oeste, que remitirán al final de la tarde. En este punto, la AEMET hace aparecer de nuevo la cota de nieve, que sitúa alrededor de los  alrededor de 1500 metros, con temperaturas en ligero descenso, vientos moderados de noroeste con cierzo en el Ebro y con rachas muy fuertes en zonas altas del Pirineo.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La AEMET confirma que Navarra entra en estado de alerta por este fenómeno meteorológico