• martes, 16 de julio de 2024
  • Actualizado 00:00
 
 

COMERCIO LOCAL

La aventura de abrir una tienda de alimentación en un pueblo de Navarra de 300 habitantes

Un agricultor de Tierra Estella aprovecha la temporada del espárrago para poner en valor los productos del campo, sin descanso semanal.

Javier Pérez de Zabalza en su tienda 'La Casa Arriba' de Murieta. Navarra.com
Javier Pérez de Zabalza en su tienda 'La Casa Arriba' de Murieta. Navarra.com

'La Casa Arriba' abre los siete días de la semana en su nueva tienda de alimentación situada en Murieta (Tierra Estella). Es un local que ha abierto a finales de marzo el agricultor de Ibiricu residente en Legaria Javier Pérez de Zabalza Sanz con su mujer Ainara Bailos, natural de Pamplona.

Llega la temporada del espárrago fresco, se acerca el buen tiempo con la primavera y aparecen los primeros turistas de la zona para alojarse en sus segundas residencias. Todo ello se une al buen producto de la tierra y a la aventura que supone abrir una tienda en un pueblo de apenas 350 habitantes.

Javier Pérez de Zabalza es un joven agricultor de 28 años que se ha embarcado en el proyecto de lanzar a la venta sus propios productos evitando los intermediarios en todo lo posible. El producto estrella son los espárragos. Del campo al mostrador de la tienda y a la mesa.

Por ello ha decidido abrir una tienda en Murieta "donde hay más movimiento" con la carretera nacional Estella - Vitoria, que en un pueblo más apartado de las principales vías de comunicación como es Legaria. No cierra ningún día de la semana.

Javier Pérez de Zabalza en su tienda 'La Cassa Arriba' de Murieta. Navarra.com
Javier Pérez de Zabalza en su tienda 'La Cassa Arriba' de Murieta. Navarra.com

Residente en Legaria de donde es su madre, Javier asegura que las fincas de espárrago "las tenemos entre Murieta, Ancín y Legaria. Esta es una zona muy buena de paso al lado de una carretera".

La Casa Arriba es una marca propia de espárrago. Se vende fresco y en latas. Además, vende también conservas de Navarra vino ecológico, aceite de Arróniz y producto de la zona.

De momento, Javier está satisfecho: "Va muy bien. Todos los días estamos a tope. Salen cantidades importantes de espárrago. Muchísimo. Los primeros son siempre los mejores. Los de abril para mí, los de mayo para mi amo y los de junio para ninguno...dice el refrán".

Hace dos años fue malo con la pandemia y se ha acostumbrado al reparto a domicilio por Pamplona los domingos: "Trabajo también con grandes superficies. Mi mujer me ayuda y nos repartimos el trabajo".

Fachada de la tienda 'La Casa Arriba' de Murieta. Navarra.com
Fachada de la tienda 'La Casa Arriba' de Murieta. Navarra.com

"Ella va a las dos de la mañana a Mercabilbao, yo a Mercairuña a las cuatro de la mañana, llevo a distribuidores de Vitoria y a hostelería de Estella. Este año me he aventurado con el espárrago triguero", indica Javier.

Cuando empiece la campaña del pimiento en septiembre ya tienen pensado sacarle todo el provecho posible: "Estamos hablando con el Ayuntamiento de Murieta para poner un sitio para asar el pimiento junto a la tienda, como hay en otras localidades".

Trabaja todo el año con Conservas Vela de Mendavia. Su suegra también colabora: "Hace cartericas y monederos a ganchillo que también está a la venta junto con nueces de Arizala, alubias, garbanzos, patatas, vino ecológico de Lumbier, lentejas, aceite...", afirma Javier.

Javier reconoce que abrir esta tienda "es una aventura" pero señala: "Lo importante es que el agricultor necesita vender directamente o con el menor número de intermediarios posible. Yo cojo el espárrago por la noche con nueve personas de una familia de Jodar (Jaén) que también viven en Legaria", concluye.

Javier Pérez de Zabalza en su tienda 'La Casa Arriba' en Murieta. Navarra.com
Javier Pérez de Zabalza en su tienda 'La Casa Arriba' en Murieta. Navarra.com


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
La aventura de abrir una tienda de alimentación en un pueblo de Navarra de 300 habitantes