• martes, 23 de julio de 2024
  • Actualizado 13:57
 
 

SUCESOS

Peligros al volante en una localidad de Navarra: conductores borrachos, sin carné y en dirección contraria

Los agentes de la Policía Local han intervenido hasta en 4 ocasiones, en menos de 24 horas, por asuntos relacionados con la seguridad vial.

Policía Local de Tudela. ARCHIVO
Policía Local de Tudela. ARCHIVO

La Policía Local de Tudela tuvo este domingo mucho trabajo, ya que detectó a varios conductores que incumplían diferentes normas de seguridad. Y ponían en riesgo a otros conductores, así como a peatones. 

Sobre las 7, los agentes observaron como un patinete eléctrico tomaba una glorieta en sentido contrario, procediendo a darle el alto reglamentario. Además, sometieron a su conductor a la prueba de alcohol, arrojando este un resultado positivo de 0,50 miligramos de alcohol por litro de aire espirado, motivo por el que fue sancionado. Y se le retiró el patinete al depósito municipal.

Desde la Policía Local de Tudela han recordado que este tipo de vehículos deben cumplir las normas de circulación. Únicamente pueden circular por calzada y carriles bici segregados, estando prohibido por aceras y zonas peatonales.

A las 16 horas, una patrulla observó a un turismo circulando a alta velocidad, por lo que también se le dio el alto reglamentario.  Los policías comprobaron que su conductor carecía de permiso de conducir, motivo por el que se procedió a su detención como un presunto autor de un delito contra la seguridad vial. Del vehículo se hizo cargo la esposa del detenido que circulaba como copiloto.

Media hora más tarde, los efectivos fueron requeridos en Paseo del Castillo, al haberse producido un accidente de circulación. Se pudo comprobar cómo un turismo estacionado no tenía correctamente puesto el freno de mano, por lo que se había desplazado y chocado contra el turismo que le precedía, produciéndose daños. Se ayudó a confeccionar el parte amistoso y se sancionó al causante del siniestro.

Sobre las 21 horas, los agentes escucharon a un vehículo derrapando y un ciudadano informó de qué coche había sido el causante. Se procedió a dar el alto reglamentario, comprobando que en el interior del vehículo el conductor llevaba unas 20 latas de cerveza.

Por ese motivo, se le realizó la pertinente prueba de alcohol., El conductor arrojó una tasa de 0,54 miligramos de alcohol por litro de aire espirado. Fue sancionado y el vehículo trasladado al depósito municipal. Y también fue sancionado por circular con un neumático sin dibujo.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Peligros al volante en una localidad de Navarra: conductores borrachos, sin carné y en dirección contraria