• martes, 16 de julio de 2024
  • Actualizado 13:36
 
 

OSASUNA

Charla con Luis Sabalza a una semana de la final: "Tenemos menos posibilidades, pero más ilusión"

El presidente del club rojillo departe con Navarra.com y reconoce que le resulta muy complicado ser aficionado y presidente al mismo tiempo.

Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna. IÑIGO ALZUGARAY
Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna, durante un momento de la entrevista con Navarra.com en Pamplona. IÑIGO ALZUGARAY

La final de la Copa del Rey está ahí, a la vuelta de la esquina, de las ilusiones. El presidente de Osasuna, Luis Sabalza Iriarte (Sangüesa, 23 de octubre de 1947), mira al reloj como un aficionado más, atrapa el tiempo con exigencias y comedimientos que exige el cargo, y comparte sus ilusiones con los cientos de personas que cada día le detienen por la calle para darle un abrazo, hacerse una foto con él o simplemente gritarle “aúpa”. En un parón de la agenda compartió y repasó el camino por donde ha conducido el osasunismo hasta la Cartuja desde su llegada hace casi nueve años.

¿Cómo hacemos, de tú o de usted?

De tú.

La última entrevista que he hecho fue contigo al cumplir cien días como presidente. ¡Lo que ha llovido! Nada qué ver… Estábamos en Segunda y ahora en la final de Copa.

En la comida de Navidad yo dije que me gustaría llegar a semifinales por una razón muy simple. La Copa es un torneo diferente, y llevamos muchos tiempos sin tener un partido de Copa interesante en El Sadar. La única manera de lograrlo era jugando semifinales. Pensaba que nos tocaría Madrid, Barça o Atlético.

En la anterior final de Copa, también Pachi Izco avisó en Navidad de que la Copa podía ser especial aquel año.

No lo sabía.

Un presidente, Pachi Izco, sin minuto de silencio…

Contra Pachi Izco no he tenido ninguna animadversión, ni tampoco contra los otros directivos. Denunciamos porque el CSD nos pidió explicaciones de una auditoría, no las sabíamos, y quisimos que el juez supiera que no sabíamos. Luego, el juez la instrucción la llevó el juez. Mandamos el pésame, pero minuto de silencio no procedía. Después ha habido muchas discrepancias. No era momento para desacuerdos en el campo.

Volvamos a lo deportivo. ¿El mejor momento de Osasuna?

No hay que olvidar cuando llegamos a la otra final y jugamos la Champions. Lo que yo puedo decir es que es el mejor momento desde que yo estoy. Ahora bien, tengo los pies en el suelo y me acuerdo de Sabadell. No todo es vida y dulzura.

Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna. IÑIGO ALZUGARAY
Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna. IÑIGO ALZUGARAY

¿Qué ha pasado para llegar aquí?

Varias cosas. Cuando subimos a Primera y bajamos, pudimos pagar la deuda. En Segunda no hay dinero. Trajimos un director deportivo, Braulio, que sabía de qué iba esto. Había jugado la promoción con el Valladolid. Acertamos en los fichajes, no al cien por cien, que es imposible.  Con un 75% o un 80% de acierto hicimos un equipo, y trajimos a Diego Martínez que rompió los esquemas de lo que era aquí el entrenador. Hizo funcionar al equipo, aunque no gustó a la afición…

Mira qué le ha ocurrido en el Espanyol, es difícil pillar qué quiere.

Sí, sí, pero consolidó al equipo y, como es lo que había faltado, pedí a Braulio un entrenador que conecte con la grada. Vino Jagoba, hicimos buena campaña en Segunda con la gente entusiasmada, subimos a Primera y no hemos pasado apuros ningún año. Eso es muy importante.

Con Diego no pasaba nada en cada partido, y con Arrasate pasaron cosas. Cien por cien el entrenador ideal.

Claro, claro.

Ahora bien, ningún entrenador es perfecto.

Hombre, te voy a decir una frase de mi pueblo: Sólo Nuestro Padre celestial es perfecto. Como tampoco se puede acertar en todos los fichajes, con un 75% u 80% debes estar muy satisfecho.

Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna. IÑIGO ALZUGARAY
Varios aficionados rojillos posan con Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna, durante la entrevista con Navarra.com. IÑIGO ALZUGARAY

¿Cuál es el defecto que más le reprochas a Arrasate?

No es que le reproche… ¡Es muy complicado ser aficionado y presidente al mismo tiempo! Como aficionado te podría decir algunas cosas que como presidente las debo asumir.

Yo tengo una: hay partidos en que me parece un pelín cagueta. Hay dos formas de jugar: cuando sale Kike García y cuando no.

Ahí no me meto. No soy experto en fútbol, ni analizo al equipo contrario. No sé qué debe hacer el entrenador. Yo entro en que el equipo compita, que, gane o pierda, lo dé todo. No me fijo en jugadores, si uno juega por fuera o por dentro. Me fijo en la actitud. 

El partido que más me ha gustado fue el 2-3 en el Pizjuán, con seis navarros en el once titular. Creo que quien más sorprendió quedó fue el entrenador.

Él sabe, y lo hace muy bien, que debe gestionar al grupo. Si no, tiene un problema. A mí también me gustó mucho ese partido, y también me gustó mucho la primera parte ante el Valladolid. Disfruté en el 3-2 al Betis. El equipo tiene una actitud muy positiva y estoy contento por eso.

Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna. IÑIGO ALZUGARAY
Un momento de la charla de Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna, con Navarra.com. IÑIGO ALZUGARAY

Esa actitud nos hizo llegar lejos en la Liga, y luego se perdió fuelle, ¿por qué?

Todos los equipos, incluido el Madrid que era colíder cuando empatamos en el Bernabéu, tienen un bajón. Perdió la Liga en unos partidos, en un bajón. Nosotros, seguramente, no nos hemos podido quitar de la cabeza la Copa cuando la tienes tan presente. Hemos competido y, en algunos momentos, hemos tenido mala suerte. En Valencia no merecimos perder de ninguna manera.

Hablando de juego, ¿te gustó el partido de Copa en Bilbao?

Tienes dos posibilidades que te van bien, en cuanto a resultados, y ellos una. Es difícil. Evidentemente, ellos salieron a por ella, con una presión de la grada impresionante. Cuando empataron, el partido cambió.  Ya estábamos iguales. En la segunda parte y más en la prórroga igual estuvimos un puntico por encima de ellos. Había que contener y supimos contener.

¡Gol de Pablo Ibáñez!

No estás solo, pero no tuve un minuto de intimidad. Es difícil no poder exteriorizar. Los del Athletic estuvieron muy atentos con nosotros, y no quieres molestar. Reconozco que se quedaron muy frustrados.

Y más por ser con Osasuna.

Eso no lo puedo decir, sí que estaban convencidos de ir a la final.

Les dejaron sin ella los que ven como hermanos inferiores, los pobres.

Nosotros siempre les hemos mirado como iguales desde que estoy aquí. Que alguien te considere como hermano pobre o rico, no lo considero así. Este presidente y el anterior nos han felicitado por la gestión, la forma de llevar el equipo, nos llamaron cuando hicimos los estatutos.

¿Te habría gustado más el Barça que el Madrid? Lo digo porque ver al Madrid contra el Chelsea…

Nos ha tocado el Madrid, para qué darle más vueltas. Sí, a este equipo nos vamos a enfrentar, pero fútbol es fútbol, a un partido y en circunstancias diferentes. Tenemos menos posibilidades que el Madrid, pero más ilusión y el empuje de la grada. No es lo habitual, pero a veces ocurre. Es un partido y con nuestra afición. Todos los socios, veinte mil, han sacado la entrada, hasta yo me he extrañado. Es lo que queríamos. El Valencia vendió doce mil entradas de una masa social de cuarenta mil. Osasuna es un club de los socios, y los socios lo tienen muy interiorizado.

Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna. IÑIGO ALZUGARAY
Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna, atiende una llamada. IÑIGO ALZUGARAY

Después de la euforia de la Copa, regresa el día a día. Hay que volver a comenzar de cero. ¿le da miedo?

Es un miedo que puede tener cualquiera. Al mismo tiempo, tenemos el mejor entrenador posible y debemos confiar que les haga ver a los jugadores que esto es un camino. Yo hice el de Santiago y subí cuestas, bajé o fui por llano. Nosotros tenemos que estar en Primera, es el objetivo. A lo mejor, este año nos ponen un 8,5 o un 9 por jugar la final de Copa, pero lo nuestro es un 6 o un 7 en la Liga. Eso es lo que deben interiorizar los jugadores.

En estos casos, los psicólogos recomiendan a veces cambiar plantilla.

No lo sé, si hay que cambiar o no. A lo largo de la temporada hablamos con Braulio, Cata o Jagoba, entendiendo que hay que cambiar a tres o cuatro jugadores, pero no mucho más. San Ignacio de Loyola decía que, en épocas de crisis, mejor no hacer mudanza. Aquí tampoco. Tenemos plantilla y la idea de cambiar a tres o cuatro. Luego, no podemos evitar si alguien viene con dinero a por algún jugador, cosa que dudo.

¿Sería bien recibido en el club un buen pellizco de dinero?

El dinero siempre viene bien, no lo voy a negar. Tendría que haber un acuerdo entre las tres partes, y nosotros no vamos a buscar que el jugador se vaya. Si vienen, buscaremos quedar satisfechos.

El presupuesto, 70 millones, se ha multiplicado por más de cinco desde que llegaste. ¿La plantilla, los trabajadores, la deuda? Leí que 58,5 millones.

La plantilla sí ha aumentado tanto, no los trabajadores. Somos el club de nuestro nivel que menos gasta. Respecto a la deuda, cuando termine el mandato sólo tendremos la de CVC. Nos dieron 52, a devolver millón y pico durante cincuenta años. Todo lo demás pagamos puntualmente, incluida la amortización anual del estadio. Este año probablemente también se cancele la deuda que dejó Izco o la compra de Budimir. No tenemos más deuda.

¿Dónde están los 58,5 millones?

La deuda con CVC quita las demás. Es nuestra intención, al terminar el mandato no quedará otra deuda que la de CVC. Otra cosa, cuando llegué los bancos ni me saludaban. Hoy me dan el dinero que quiera.

Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna. IÑIGO ALZUGARAY
Luis Sabalza, presidente del CA Osasuna, se toma una imagen con aficionadas rojillas en Pamplona. IÑIGO ALZUGARAY

¿Y si bajamos a Segunda?

Seguiríamos debiendo ese dinero, pero amortizaríamos 800.000 euros en lugar de 1,3 o 1,4 millones anuales.

Y, por ejemplo, ¿cómo están contabilizados los 6,5 millones que le ha negado el juez si el club los pierde definitivamente?

Es un dinero que adelantamos por la mala gestión de la directiva anterior. Contablemente ya está apuntado. Si los jueces nos dan la razón, sería un beneficio.

¿Qué necesita Osasuna para consolidarse económicamente de una vez?

Tener más ingresos sin depender de televisión. Nuestros socios aportan seis millones. El Athletic tiene el doble de socios, pero obtiene cuatro veces más de ingresos. En patrocinadores, estamos contentos. Tenemos otra pequeña pega: el estadio carece de más espacio para ‘hospitality’, para empresas.  

¿Cómo está ahora el principal gestor del club, mi ‘amigo’ Canal?

Cometimos con él un error cuando llegó. No supimos explicar a qué venía. Desde el minuto uno debimos hablar de director general, que, como el director deportivo o el entrenador, está sometido a la junta directiva. Otra cosa cómo lleve cada cual la gestión. Yo soy de los que deja hacer. Si me parece que hacen mal lo digo, y me callo si lo hacen bien.  Ellos saben que los podemos destituir, pero también que no podemos estar en la minucia.

Veníamos de modelos cien por cien presidencialistas, y ahora quien manda es el técnico.

Puede ser que sea así. Desde el minuto uno entendí que cada uno sabe lo que sabe y lo que va aprendiendo. En el día a día no me puedo meter en si un trabajador lo hace bien o mal, y si necesitamos esto o lo otro, o cómo hacer el contrato de un futbolista. Lo delego.  A mí me dice Braulio: “Vamos a fichar a Moi Gómez, éste es el salario y esto pide el Villarreal”. Yo lo estudio y respondo sí o no. En una cooperativa, para que se entienda, no es el presidente sino el gerente quien hace y deshace. Es el modelo. El presidente podrá destituirlo sino le gusta por lo que sea, pero no hacer sus funciones.

¿Quién firma todas esas gestiones?

Yo. Me cuesta un trabajo ímprobo, pero todo lo firmo yo.

¿Mi ‘amigo’ sigue sin firmar nada?

Fran Canal no firma nada.

Hay nuevo director financiero ya trabajando, se filtra en la prensa que su llegada aumenta el poder de Canal, que Ardanaz se va a la Fundación, y hay que sacar una nota de prensa a todo correr. ¿Qué pasa aquí?

Pensamos que debíamos cambiar a Ángel Ardanaz: o se va o le cambiamos de puesto. Le pasamos a la Fundación. Pensábamos que debíamos tener otro director financiero distinto, pero esto no significa atribuir más ni menos a Fran Canal. Las funciones son las mismas.

¿Había que ir a Guipúzcoa a buscarlo?

Si, pero trabajaba en Navarra, para Martiko.

Ardánaz a la Fundación, y Piquer, el último directivo en llegar, ¿también?

Creíamos que este tema del director financiero iba a tener más repercusión y, por no dar la cara yo de modo permanente, decidimos que Manuel Piquer diera las explicaciones. No es que esté en la Fundación. Al club vino como amigo mío. Entendía que había que introducir a alguien con más presencia institucional.

¿Alguna vez has tenido miedo de quién llegue después?

¿Qué, de que levante alfombras? Que levante todas las que quiera, que solo va a encontrar la tarima o el mosaico. El único miedo que tengo es que quien venga quiera otro modelo de club.

La asamblea está controlada.

Perdona, relativamente. La asamblea está trabajada. La vez anterior la trabajaron los Indar-Gorri y sacaron sus votos. Nosotros no sacamos nada, porque no la trabajamos. Ahora se han quedado sin votos porque nosotros trabajamos más. Sacamos 1.500 avales con relación de cada uno de ellos. Les llamé para preguntarles si querían presentarse. Sin trampa ni cartón.

En cualquier caso, si el club es de todos los socios, hay que cambiar el sistema para el acceso a socio compromisario.

Está contemplado en los estatutos. Las próximas elecciones serán por sorteo.

A través de ella, también se trabajan las comisiones, las normas y demás órganos del club.

En el defensor del socio, que son tres, hay uno que no era nuestro. En el órgano económico se presentaron los que quisieron, era muy complicado decir dos. Dejamos bastante libertad. Por cierto, con esta comisión hemos tenido problemas. Les decimos que están para juzgar a posteriori, no me pidas que te pida opinión de si debo fichar a alguien. No es consultiva. Discrepo mucho a veces con ella. Si tienes una auditoría, pregunta lo que te parece mal, o en qué discrepas. Métete con ella, pero no hagas tú otra que ya existe. Repiten con sus informes. Finalmente, en el órgano disciplinario hay dos Indar-Gorri.

Otro problema. Hay que poner millones para concurrir a unas elecciones. Nadie lo hizo en las anteriores por las exigencias del aval ¿No da la impresión de un control excesivo?

Hay que poner siete millones, el diez por ciento. Nosotros llegamos con doce millones, el presupuesto cuadrado y con la venta del Gato Silva, tela marinera. Igual fue peor entonces.

Era un pre aval lo exigido para presentarse. No es lo mismo pagar un aval sin saber si vas a salir.

No cuesta nada. Te devuelven el aval, y en los estatutos consta que, si no sales, el club te paga el coste. Lo dicen los estatutos. Más fácil no puede ser. Si sales, el aval se mantiene.

¿Piensas seguir?

No lo sé. Tengo 75 años. No son pocos. Con Florentino y Fernando Roig somos los únicos de 1947. Ni siquiera lo he pensado. Hay que llegar.

¿Contento parece que estás?

Si no, me habría ido. No soy un ególatra.

Te he oído decir que te gustaría mirarte en Fermín Ezcurra, ¿cómo lo ves?

No soy yo quien debe decirlo. Son los demás. Yo ni entro. Seguiré si estoy contento, no tengo ningún apego al cargo. Lo digo una y mil veces. Ser presidente de Osasuna, algo de dinero cuesta. Poco: invitar a algún café, a comer y cosas así. No tengo visa del club.

¿Siguen los directivos pagando los viajes?

No. Los viajes ya no. Pasamos el kilometraje a 0,32 y procuramos ir a comer el menú del día. Decimos cuánto nos ha costado.

¿No sientes envidia al oír que el presidente del fútbol navarro, solo aquí, cobra aquí más de ocho mil euros al mes?

No. Cada uno es como es y se mete en los sitios como se mete, y nada más. No me meto a juzgar a los demás. Los presidentes suelen cobrar, Laporta vive de esto. A mí me da igual.

Las satisfacciones compensan. ¿Con cuál te quedas?

Hay muchas. Salvarnos en Sabadell, los dos ascensos a Primera, la final de ahora. No puedo decir que una sobrepase a las demás. Igual, si ganamos la Copa, olvido todas las demás…

¿El peor momento?

Igual lo del aval. Hubo demasiada presión al creer que nos podrían descender, que no era así, pero hubo mucha presión.

¿Cómo se lleva saludar a tantas personas en Pamplona, en Sangüesa?

Lo asumo con naturalidad. Me dicen que incluso soy demasiado rocero. Como estoy más en Pamplona lo noto más aquí, pero en Sangüesa también me quieren mucho.

¿Te queda tiempo para ti? ¿Puedes leer con tranquilidad?

Cierro de diez a diez, y procuro sacar tiempo. No tengo mucho, algo que me atosiga a veces. Leer, totalmente. Sigo leyendo muchos libros. Me gusta la novela negra, Lorenzo Silva, también Urtubi, la de Vitoria. Mi hija me manda libros y suelo leerlos.

¿Y si ganamos la final?

No lo he pensado, no lo he pensado, no lo he pensado. A veces te dan ganas de decir: “El sumun, me voy ya”, pero no sería bueno, ni justo, ni nada. Simplemente lo disfrutaría. Eso sí, sería el mejor recuerdo.

¿Y si perdemos?

El día siguiente sería igual que el anterior. Volveríamos aquí y … La afición está muy contenta por haber llegado a la final.

Ahora que vienen elecciones municipales, ¿no cree que Osasuna merece una calle en Pamplona? ¡Una avenida!

Por supuesto. Ya se la pedimos al alcalde Maya para el Centenario, y seguimos sin ella.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
Charla con Luis Sabalza a una semana de la final: "Tenemos menos posibilidades, pero más ilusión"