• lunes, 15 de julio de 2024
  • Actualizado 07:46
 
 

POLÍTICA

UPN renuncia a su renovación y el sector de Javier Esparza mantendrá el poder con Ibarrola al frente

Cristina Ibarrola será la presidenta de UPN tras el Congreso de abril y al alcalde de Tudela, Alejandro Toquero, será su vicepresidente. 

Concentración convocada por UPN con el lema 'Pamplona no se vende' para protestar por la moción de censura acordada entre el PSN y EH Bildu en el ayuntamiento de la ciudad. Con la presencia de la alcaldesa de Pamplona, Cristina Ibarrola, el presidente de UPN, Javier Esparza, el presidente del PP nacional, Alberto Núñez Feijóo, el vicepresidente de Castilla y León de VOX, Juan García-Gallardo y el secretario general de Ciudadanos, Adrián Vázquez, entre otros. IÑIGO ALZUGARAY
Javier Esparza, Enrique Maya, Yolanda Ibáñez y María Caballero aplauden a Cristina Ibarrola en un acto en Pamplona en protesta por la moción de censura de EH Bildu con el PSN. IÑIGO ALZUGARAY

Tras tres legislaturas en la oposición y UPN como cuarta fuerza política en Navarra tras el PSN, Bildu y el PP, el partido regionalista ha decidido mantener el mismo rumbo y no renovarse en su próximo Congreso, que se celebrará el 28 de abril en Pamplona

Cristina Ibarrola será la presidenta del partido y el sector oficialista de Javier Esparza mantendrá el control del 60% de la Ejecutiva, tal y como se ha pactado con Alejandro Toquero, actual alcalde de Tudela, que ha decidido por el momento no acometer una actualización completa de un partido en horas bajas

Alejandro Toquero será el único vicepresidente del partido, a pesar de que Cristina Ibarrola había defendido que fueran dos los vicepresidentes de la formación regionalista. El alcalde de Tudela, con dos mayorías absolutas, cede a Esparza e Ibarrola el control de buena parte del partido. Eso sí, Toquero se garantiza que podrá ser el candidato a las elecciones forales de 2027. Cristina Ibarrola se mantendrá como la candidata a la alcaldía de Pamplona en la misma fecha tras la moción de censura y la traición de los votantes en la capital navarra. 

La modificación para que haya finalmente un único vicepresidente obligará a enmendar el proyecto de estatutos que se aprobó en la ponencia. Junto a este cambio, también se ha hablado de acordar sólo el voto en Pamplona y Tudela, de manera que los afiliados de las merindades de Estella, Olite y Sangüesa no tendrán opción de participar en el proceso electoral salvo que se desplacen a la capital el día del Congreso. 

Según ha podido confirmar este medio, dos son los nombres que baraja Cristina Ibarrola para los puestos de secretario general y de organización: Cristina Sota, exalcaldesa de Tafalla, y Miguel Aguirre Yanguas, actual alcalde regionalista de Fitero. 

Alejandro Toquero mostró su malestar con Cristina Ibarrola hace unas semanas por anunciar de manera unilateral su candidatura a la presidencia del partido y ofrecerle al alcalde de Tudela la vicepresidencia: "Ahora mismo no es el momento de las personas, de sillones o de personalismos", señaló Toquero. 

A pesar de estas palabras, finalmente ha sucedido todo lo que Cristina Ibarrola anunció: ella será presidenta de UPN y, Alejandro Toquero, su vicepresidente. 

El sector de Javier Esparza celebra el acuerdo y la muy escasa posibilidad de que haya una candidatura alternativa en el próximo Congreso de UPN, lo que afianzará al todavía presidente del partido como portavoz en el Parlamento y la posibilidad de que su entorno siga en puestos de importancia en el futuro del partido o en listas electorales. 

Esta semana, el sector que aglutina a la Comarca de Pamplona con representantes de Estella, Tafalla, Baztán, Bera, Huarte, Berrioplano, Orkoien, Egüés, Pamplona y Berriozar entre otros puntos de Navarra, trató de convencer a los representantes de la Ribera de la posibilidad de llevar a cabo un cambio más pronunciado en el partido, manteniendo el mismo esquema que Toquero ha aceptado con Ibarrola, incluso con dos vicepresidencias. 

Sin embargo, ni Toquero ni sus portavoces, que reconocen la fuerza e importancia de este grupo, han considerado esta posibilidad de acometer una renovación profunda en UPN en uno de los peores momentos del partido regionalista tras las graves crisis internas, la salida de nombres fuertes al PP, la pérdida de instituciones y la gran caída electoral que ha colocado a los regionalistas en una situación inédita en las últimas décadas en Navarra

Alejandro Toquero ya señaló que él no quería ser presidente de UPN, pero sí que aceptaba ser vicepresidente siempre que tuviera mayor poder y peso. Este cambio en este cargo del partido es algo que desde los comités locales de la Ribera ven como un gran avance para cambiar maneras en UPN, ya que confían en que Toquero pueda diseñar su propia estrategia de alianzas y personas de cara a tratar de llegar a la presidencia del Gobierno de Navarra en 2027.


  • Los comentarios que falten el respeto y que no se ciñan al tema de la noticia, podrán ser eliminados.
  • Cada usuario será el único responsable de sus comentarios.
UPN renuncia a su renovación y el sector de Javier Esparza mantendrá el poder con Ibarrola al frente